Merluza al horno

Cómo hacer las mejores recetas

Merluza en salsa de tomate

Merluza en salsa de tomate

Hago este plato de merluza en salsa de tomate muy a menudo, ya que la merluza es uno de mis pescados favoritos, y los sabores robustos de la salsa de tomate funcionan bien con una gran variedad de pescados blancos, sobre todo la merluza.

Lo bueno de este pescado, es que se hace muy deprisa, con solo unos pocos minutos de cocción, ya está listo para comer. Pero lo malo, es que si te pasas de cocción, quedará seco como una alpargata.

Por eso suelo hacerlo al horno, y ponerle un trozo de papel de aluminio por encima, para mantener la humedad y que no se seque.

Puede que tengas la tentación de utilizar tomate frito comprado para ahorrar tiempo, pero te recomiendo que no lo hagas. El tomate casero es mucho más sabroso y potente.

Esta salsa de tomate es muy rápida y fácil de hacer, y sin duda merece la pena el tiempo extra.

Para 4 personas necesitarás:

  • 8 filetes de merluza de aproximadamente 250 gr cada uno
  • 2 cebollas, cortadas en dados
  • 4 dientes de ajo, picados en trozos grandes
  • 1 kilo de tomates en rama, picados
  • Un puñado de albahaca fresca, picada en trozos grandes
  • 4 cucharaditas de orégano seco
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • Una pizca de azúcar
  • Sal y pimienta negra molida, al gusto

Método

Precalentamos el horno a 180 grados con calor por arriba y por abajo.

Si compramos la merluza entera, la cortamos en filetes, aunque si no tienes demasiada experiencia troceando pescado, te recomiendo que se lo digas al pescadero para que lo haga eliminado la menor carne posible.

Retiramos todas las espinas que veamos en los filetes, los sazonamos con un poco de sal y pimienta negra, y los colocamos uniformemente en una bandeja de horno engrasada con aceite.

Para hacer la salsa de tomate, sofreímos las cebollas y el ajo en el aceite de oliva caliente, durante unos cinco minutos hasta que se ablanden. Añadimos los tomates en rama picados (sin pelar), el orégano y el azúcar (esto disminuye la acidez de los tomates).

Reducimos el fuego y lo cocinamos a fuego lento durante unos 10 minutos. Cuando la salsa se haya reducido un poco, añadimos la albahaca fresca. Continuamos la cocción de la salsa hasta que tenga la consistencia que deseamos.

Si nos gusta la salsa fina, podemos triturar la mezcla con una batidora. Probamos la salsa y ajustamos la sal o la pimienta si es necesario.

Ponemos la salsa sobre los filetes de merluza y los cubrimos con papel de aluminio antes de introducirlos en el horno durante 15-20 minutos, o hasta que la carne de la merluza esté firme y opaca.

Este plato se puede decorar con unas aceitunas partidas por la mitad, o servirlas con unas patatas panadera o una guarnición de verdura de temporada.

NOTAS

También puedes utilizar tomate triturado, en vez del tomate entero. Los dos son tomates naturales, pero con el triturado te ahorrarás un paso, cortar los tomates.